Disneyland Paris para tontos: guía para ver lo imprescindible


Eurodisney… dicen que es el sueño de todo niño… aunque, visto lo visto, parece que a algunos adultos nos hace más ilusión que a los pequeños de la casa :p

Cuando estuve con mi padre y hermanos en Paris, con 11 años de edad, fuimos un día al parque y recuerdo que me lo pasé muy bien y que me gustó mucho. Así que, cuando este año me dijo Cintia que tenía pensado ir con toda la familia unos días al parque, organizamos las vacaciones desde allí. Tras examinar diversas opciones finalmente optamos por hacer un combinado Disneyland Paris / República Checa. 

En esta entrada me centraré en el Parque de Atracciones, pero prepararé otras al “traditional style” para desarrollar lo que dio de sí la escapada por Praga y alrededores. Ahora bien, ¡vamos al lío!

Disneyland Paris


¿Cómo es Disneyland París? y ¿dónde comprar las entradas de Disneyland París?

Primeramente pongámonos en situación… Eurodisney está compuesto de tres zonas. Dos de ellas son parques de atracciones propiamente dichos: “Disneyland Park”, el parque original en el que se concentra toda la magia de Disney y de sus principales personajes y “Walt Disney Studios” que está dedicado al cine y tiene un horario algo más limitado. La tercera es una zona comercial con tiendas, restaurantes y hoteles conocida como “Disney Village” que es desde la que se accede a los otros dos parques. 

Mapa Disneyland Paris

Para entrar a la Disney Village deberás pasar un control, como el de los aeropuertos, en el que no te piden entrada pero vigilan que no se metan cosas extrañas. Desde allí se entra a ambos parques, en los que ya sí te piden la entrada.

Disneyland Paris - Disney VillagePara comprar la entrada lo primero que has de decidir es: ¿qué quieres visitar? ¿el parque? ¿los estudios? ¿los dos?… Por otra parte, ¿durante cuánto tiempo? Hay entrada de un día, de dos, de tres… o incluso un pase anual  que, si pensáis ir más de 4 días al parque ya sale a cuenta comprarlo y ¿quién sabe? quizás os podáis escapar a Paris en otra ocasión para volver a disfrutar de la magia del parque. El último factor a considerar es: en ¿qué fecha? Pues dependiendo de si es temporada alta o baja, las entradas tienen un precio u otro.

A través de la página oficial de Disneyland París se pueden ver y comparar todas las opciones que normalmente son válidas durante 1 año desde la fecha de compra e incluso en ocasiones se puede pillar una oferta especial . Yo tenía idea de comprar una entrada para los dos parques de 2 días, pero tenían una oferta que incluía el tercer día de forma gratuita y al final me quedé con una entrada para los dos parques durante 3 días por el precio de la de 2 días.

También se puede comprar las entradas directamente allí, en las taquillas, aunque dicen que esta alternativa es más cara y te tocará lidiar con las colas que haya, por lo que yo preferí llevarlo cogido todo de antemano. 

Así, ya sabiendo un poco cómo está organizado Eurodisney, el siguiente paso es pensar ¿dónde duermo?


¿Dónde alojarse en Disneyland París?

Aquí encontramos dos segmentos muy diferenciados:

Disneyland Paris - Disneyland Hotel
Por una parte se puede dormir en los hoteles Disney que se encuentran dentro o en las cercanías del Parque. Si se tienen los medios es muy buena opción, ya que estás al lado del parque, te puedes quedar hasta que lo cierren y regresar al hotel a una hora prudente, te permiten entrar por la mañana 2 horas antes de que lo abran al resto del público (con lo cual en ese lapso de tiempo puedes evitar muchas colas en las atracciones más demandadas) pero, como contrapartida, son carísimos. 

Dentro de todos ellos encontraremos diferentes opciones, con distintos precios y ubicaciones: el Disneyland Hotel (que se encuentra en la mismísima entrada al parque y es el de más caché de todos ellos), el Hotel New York (ambientado en la ciudad que le da nombre), el Disney Hotel Sequoia (basado en los Parques Naciones americanos), el Newport Bay Club (de temática naútica), el Hotel Cheyenne (para revivir el lejano oeste) y el Hotel Santa Fé (ambientado en la ruta 66).

Disneyland Paris - Habitación hotel SequoiaSi vais por agencia sin duda tendréis incluida alguna de estas opciones y a veces en la propia página del parque se encuentran paquetes vacacionales en oferta , pero si queréis montar un viaje low-cost tendréis que optar por buscar alojamiento algo más alejado e ir y volver en transporte público. Una opción podría ser la zona de Val d’Europe que, crecida al abrigo de Eurodisney, proporciona muchas opciones a precios no tan desorbitados.

La familia de Cintia se alojaba con pensión completa en el hotel Disney Sequoia, así que yo me uní a ellos. 

Y ahora que menciono lo de la pensión completa… éste es el verdadero quebradero de cabeza de Disney: las comidas.

¿Dónde comer en Disney?

En Disneyland París hay muchísimos restaurantes y puestos de comida rápida. Hay variedad para todos los gustos, aunque por lo general los precios son bastante elevados (incluso para comprar una botella de agua en un puesto del parque). Como en todo, depende del dinero que queramos invertir en ello y los lujos que podamos permitirnos.

Si no tenéis presupuesto podéis prepararos bocadillos para meterlos y comer en cualquier banco, en plan picnic (porque, aunque controlan las pertenencias al entrar en el Village, permiten el paso de comida).

Para presupuestos intermedios existe la opción de puestos de comida rápida que encontraréis por el parque.  

Ahora bien, si queréis entrar a los mejores restaurantes tocará abonar los 35-45 euros que por término medio (y por persona) cuestan los menús en restaurantes como el Café Mickey, el Blue Lagoon o el Chez Remy.

Si reserváis en alguno de los hoteles del parque tendréis la opción de contratar con ellos algunas comidas que, si se lleva en mente ir en plan restaurante, puede hacernos ahorrar algo de dinerillo. De esta manera y como norma general podremos elegir entre Media Pensión donde se tiene incluida una comida que puede ser almuerzo o cena o Pensión Completa, donde tienes incluidas ambas comidas (almuerzo y cena) y una merienda dulce. Para terminar de complicar la cosa, en ambas se puede elegir entre tres diferentes categorías:

  • La Standard, la más básica, que te permitirá elegir entre 7 restaurantes del complejo (Crockett's Tavern, La Cantina, Chuckwagon Café,  Restaurant, Agrabah café, Plaza Gardens Restaurant,  Restaurant des Stars,  La Grange - Billy Bob's Country Western Saloon) 
  • La Plus, en la que el número de restaurantes entre los que se puede elegir asciende a 19  (los incluidos en la tarifa anterior y los siguientes: Hunter's Grill, Cape Cod, Parkside diner, Bistrot chez Rémy, Yacht Club, Manhattan Restaurant, The Steakhouse, Café Mickey, Annette's Diner, the Silver Spur Restaurant, Walt's-An American Restaurant, Blue Lagoon Restaurant)
  • La Premium donde se elige entre 23 restaurantes (que aparte de los de la Plus incluyen el Auberge de Cendrillon, California Grill, Inventions y Buffalo Bill's Wild West Show)
Disneyland Paris - Buffalo Bill's Wild West Show

Todos los restaurantes cuentan con un único menú para adultos y otro para niños. En pocos de los restaurantes a los que fuimos se podía elegir platos sueltos de forma individual. La comida era mayoritariamente de tipo americana o italiana, ¡vamos! Lo que viene siendo comida rápida. Además, los menús incluyen una bebida sin alcohol, pero si quieres acompañarlos de una cerveza tendrás que añadir otros 6 euros a la factura (¡vamos! ¡precios suizos!).

La familia de Cintia llevaba contratada la Pensión Completa en Tarifa Plus. Y, como Mayte (hermana de Cintia) es muy aplicada para las cosas que quiere, había hecho reservas en los sitios que le habían recomendado… yo simplemente me amolde a sus reservas, pagando el menú correspondiente. Pero una cosa hay que tener clara, conviene llevar elegidos los restaurantes de antemano y reservarlos a más tardar al llegar al hotel, ya que la demanda de alguno de ellos es tal que incluso a veces haciéndolo desde el hotel, puede que ya sea tarde y no queden plazas. Si quieres evitar el problema puedes llamar tú mismo al Servicio de reservas +33 1 60 30 40 50.

Los restaurantes que nosotros probamos fueron:

  • Hunters grill (hotel Sequoia). El primer día cenamos en el buffet del restaurante del hotel. No estuvo mal pero fue caro para lo que yo personalmente comí… 32 € si no llevas cupones de comida. 
  • Café Mickey (Disney Village). Comer con los personajes Disney y no tener que hacer colas para tomarte fotos con ellos y que te firmen un autógrafo fue un motivo más que suficiente para decantarnos por el Café Mickey. La comida no estuvo nada mal a mi parecer pero hay que tener en cuenta su precio, pues el menú son 42 € para adultos y 23 € para los niños…  ¡Ahora! Comer con Mickey, Goofy y sus amiguitos, no tiene precio, ¿no? 
Disneyland Paris - Cafe MickeyDisneyland Paris - Cafe MickeyDisneyland Paris - Cafe Mickey

  • Agrabah café (Adventureland, Parque Disney). La cena de nuestro segundo día la hicimos en este restaurante de tipo buffet con especialidades arábicas como el shawarma, el couscous, el humus, el tsalsiki, las dolmas,… A mí me gustó mucho la comida del sitio, aunque el personal fue seco y muy desagradable. También fue uno de restaurantes más baratos en los que estuvimos: 27,50 € para adultos y 15 € el menú de niños. 
Disneyland Paris - Agrabah café

  • Bistrot Chez Remy (Walt Disney Studios). Ambientado en la película Ratatouille hasta el más mínimo detalle. La comida no estuvo mal pero, a mi parecer, tampoco merece pagar los 40 € que cuesta el menú de adultos (17 € para niños).
Disneyland Paris - Chez Remy

  • Buffalo Bill's Wild West Show, cena con espectáculo ambientado en el oeste (en el que veremos algunos tiroteos y acrobacias) en compañía de Buffalo Bill, Toro Sentado,  Mickey y sus amigos por un módico precio de 63 € por adultos y 47 € por niño. Eso sí, había comida a raudales: pan de maíz, chiles, costillares, muslos de pollo, salchichas, patatas... De postre una tarta de manzana o helado de vainilla. En este caso la cerveza estaba incluida en el menú.
Disneyland Paris - Buffalo Bill's Wild West Show

  • Annette´s Dinner (Disney Village). No me pareció nada del otro mundo. Comida tipo americana en un restaurante decorado como lo puede estar un Tommy Mel’s en España. Eso sí, el menú fue muy abundante y en éste sí que pude pedir un plato únicamente. Menú adulto 27 € y niños 14 €. 
  • Blue Lagoon Restaurant (Adventureland, Parque Disney). Si quitamos de la ecuación a los personajes Disney y Princesas (que otros restaurantes ofrecen), éste fue uno de los restaurantes que más me gustó. Al montar en las barcas de la atracción de Piratas del Caribe, veremos la terraza de este restaurante que parece metido en una isla caribeña. La ambientación es única y la comida estuvo también muy bien, destacando los platos de pescado y marisco. El precio 36 € para los adultos y 16 € para niños
  • Otro restaurante que merece una mención especial es el Auberge de Cendrillon. Al igual que en el Café de Mickey puedes comer en compañía del famoso ratón y de sus amigos, en este restaurante lo harás rodeado de princesas… Dicen que la comida no es ninguna maravilla (en relación al precio que se paga: 69€ el adulto y 39 € el niño) pero para los niños a los que les gusten las historietas de las princesas Disney debe ser algo único. 
Una vez tenemos todo preparado… Llega el día de ir a Disney. 

¿Cómo llegar hasta Disneyland París?

Disneyland París está en Marne-la-Vallée, una pequeña localidad situada aproximadamente a unos 50 kilómetros de París. Si habéis contratado algún paquete con un hotel seguramente tengáis el transporte del aeropuerto al correspondiente hotel incluido, sino el tren regional RER tiene una parada en la mismísima puerta del parque. 

Yo fui en tren desde Ginebra, haciendo escala en Lyon y el día de nuestra partida a Praga fuimos también en tren hasta el aeropuerto Charles de Gaulle.

¿Qué ver en Disneyland Park?

La entrada al parque se hace atravesando Town Square, el comienzo de una pseudo-villa, ambientada en la américa de los años 50 y plagada de coquetas tiendas que te transportan automáticamente a una ciudad como podría ser Niagara on the Lake.

Disneyland Paris - Town Square

Allí encontraremos el ayuntamiento o la estación de tren. Atravesando la Main Street USA, llegamos a la Central Plaza, la plaza principal donde todos nos quedamos deslumbrados ante el impresionante castillo de la Bella Durmiente (que tenemos que recordar que sirvió de inspiración al mismísimo Castillo de Neuschwanstein) y que da entrada a Fantasyland, una de las cuatro zonas en las que se divide el parque. Fantasyland nos llevará de lleno a la magia de las antiguas películas Disney, pero desde la misma plaza podremos acceder a otras tres zonas: Adventureland (representando el mundo de los exploradores y aventureros), Frontierland (basado en la conquista del oeste) y Discoverland (que nos llevará al lado tecnológico del parque).

Disneyland Paris

Cada zona cuenta con atracciones, restaurantes, aseos y en determinados puntos podremos ver a los más importantes personajes Disney dispuestos a hacerse fotos con sus fervientes seguidores (os recomiendo coger el folleto que hay a la entrada del parque, porque los puntos de encuentro están marcados en él y cambian de un año a otro).

Disneyland Paris - Chip y ChopDisneyland Paris - Wendy

Durante nuestro viaje no tuvimos especial suerte en lo que a Adventureland y Frontierland se refiere, pues muchas de las atracciones estaban en periodo de renovación pero en líneas generales las que más nos gustaron fueron:  
  • Piratas del Caribe con una impresionante ambientación y ¡qué narices! ¡Qué diversión en esas bajadas con la barca!
Disneyland Paris - Piratas del Caribe

  • Indiana Jones y el templo du Péril, una montaña rusa a la antigua usanza que va a toda pastilla y hasta tiene un pequeño looping 
  • It´s a small world, un recorrido en barca con una musiquilla muy pegadiza a través de los rincones más representativos del mundo. 
Disneyland Paris - It's a small world

  • Las tazas del sombrero loco, que fue la primera en la que montamos y nos lo pasamos de maravilla. 
  • El Castillo de la Bella durmiente, al que se puede subir y ver algunas representaciones del cuento y un dragón escondido en las mazmorras 
  • El laberinto de Alicia en el país de las maravillas, que desemboca (si sales del laberinto) al Castillo de la Reina de Corazones 
  • El país de los cuentos de hadas, una barquita te lleva a través de miniaturas de escenarios de algunos de los cuentos más famosos de Disney.
Disneyland Paris - El país de los cuentos de hadas

  • Autopia, donde cualquier jovenzuelo puede conducir coches de los años 50
  • Buzz Lightyear Laser Blast: subido a una nave tienes que defender con pistolas láser a los juguetes de Toy Story de los ataques de robots.
Disneyland Paris

Fue una pena encontrarnos cerradas algunas de las atracciones de más renombre como la Big Thunder Mountain (de la que yo tenía un muy buen recuerdo) o Space Mountain – Mission2, de la que hablan muy bien (una futurista montaña rusa). 
Disneyland Paris

En cuanto a espectáculos no os podéis perder: 

Canta con la Reina de las Nieves: Si lo que quieres es cantar con Elsa y Anna, no te puedes perder este espectáculo que tiene lugar en Adventureland; eso sí, hay que cantar en francés: “liberée, delivrée…”

Disneyland Paris - Canta a FrozenDisneyland Paris - Canta a Frozen

La Cabalgata de las 17:30h: Una gran cabalgata con los personajes más importantes de Disney (princesas incluidas) tiene lugar cada día a lo largo de la calle principal.

Disneyland Paris - Cabalgata

Disneyland Paris - Cabalgata

Disney Dreams: Todos los días a la hora de cierre del parque (en torno a las 23:00h) frente al Castillo de la Bella Durmiente (en la Central Plaza) se lleva a cabo el espectáculo más impresionante del parque, con luces, música y fuegos artificiales. Una chulada.

Disneyland Paris - Espectáculo nocturno

Disneyland Paris - Espectáculo nocturno

¿Qué no te puedes perder en Disneyland Studios?

Los Studios están dedicados al mundo de cine y de las películas Disney con atracciones, shows y películas. Las que mas nos gustaron (o las más famosas) son:

  • Ratatouille, la última en inaugurarse, ha sido reconocida como la mejor atracción del mundo en base a efectos especiales… De buenas a primeras te conviertes en un ratón en la cocina de Chez Rémy y tienes que huir para no llevarte un escobazo!
Disneyland Paris - Studios - Ratatouille

  • Crush Coaster, donde te adentras en el océano (siguiendo a Nemo) y te ves envuelto en una montaña rusa llena de rápidos, curvas cerradas y bruscas paradas 
  • Toy Soldiers Parachute Drop, en el que te conviertes en uno más de los comandos de soldados verdes del universo de Toy Story y debes descender con sus paracaídas
  • The Twilight Zone Tower of Terror… el panfleto decía que se trata de un ascensor que desafía la gravedad y te lleva a la 4ª dimensión. En base a los gritos que salían de aquella torre, me negué a probarlo
Disneyland Paris - Studios

  • Studio Tram Tour: behind the magic. Un paseo en tren que te traslada a los decorados de una película y te explica el “cómo se hizo”
Disneyland Paris - Studios

Algunos Consejos para disfrutar al máximo de Disneyland Paris

En Disneyland Paris Con la entrada viene incluido un servicio conocido como FastPass . Las atracciones que cuentan con este servicio (en el mapa se indican con las siglas FP) tienen la posibilidad de acordar una especie de “cita Previa”.  Para ello deberéis validar vuestra entrada en una máquina situada junto a la atracción y os imprimirá un ticket con un horario prefijado durante el cual tendréis que acudir y así evitar las enormes colas. Nosotros lo utilizamos en Ratatouille (mientras unos hacían cola en la fila normal de la atracción, Mayte hizo la del Fast Pass y montamos dos veces en ella)

Como en cualquier parque intenta planificar al máximo el día, priorizando las atracciones que te suscitan más interés e incluyendo los espectáculos que quieras ver. 

Todos los empleados hablan varios idiomas (francés, inglés y español) así que no tendréis problema para preguntar dudas, ordenar la comida, etc.

No olvidéis que el parque está en Paris, donde llueve día sí, día también… así que cargad con chubasquero o paraguas plegable por si las moscas.

Si vas a comer en algún restaurante del parque, reserva de antemano. 

Si vais con niños los carritos os resultarán útiles. Se dejan en las entradas de las atracciones sin problema (aunque no dejéis nada de valor en ellos). Si no pudierais llevarlos, se pueden alquilar allí (pero a Mayte no le pareció barato precisamente).

Colas, va a haber, seguro, sobre todo por la mañana y después de comer, pero a eso de las 20 h (en Disneyland Park, el otro cierra antes), la gente comienza a retirarse y puedes encontrar atracciones muy demandadas, prácticamente sin cola. Aprovecha para volver a subir a las que más te hayan gustado. 


Espero haber aclarado con esta entrada el mar de dudas que a uno le entra cuando se plantea visitar Disneyland Paris por primera vez. Pero si me he dejado algo en el tintero que os suscite alguna pregunta, ¡no dudéis en comentar!

Mimaletayyo Logo

Helena - Mimaletayyo

Ingeniero de caminos de profesión, la pasión por viajar y su curiosidad por conocer mundo ha hecho que dedique parte de su tiempo a ello. Entusiasta por conocer vestigios de antiguas culturas y civilizaciones, pero también naturaleza y modo de vida actual.

4 comentarios:

  1. Aunque no soy yo muy de parques de este tipo ni de cartón piedra hay que reconocer que todo el que entra queda fascinado. Yo fui hace más de 20 años, cuando no había ni la mitad de la mitad de las cosas que cuentas en esta entrada y fui porque había huelga general en Francia ese día y era lo único que estaba abierto. Reconozco que me lo pasé bien eh! y si tengo que volver lo haré, pero no es mi prioridad en absoluto, encima veo los precios que pones en restaurantes y me quedo espantada!! menos mal que no tengo churumbeles a los que llevar. Una entrada muy completa para los futuros visitantes al universo Disney :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, en lo que a comidas se refiere hay opciones para todos los bolsillos: desde llevarte tu propia comida, puestos de comida rápida (que tampoco son tan baratos como los que encontraremos en nuestro pueblo), hasta estos restaurantes que una vez en la vida se pueden probar... pero vamos, si quieres probarlo todo no es un parque barato, eso es cierto.
      Todo depende de lo que queramos invertir en él.

      En mi caso, habiendo crecido en el universo Disney y después de haber estado allí con 11 años, sí tenía ganas de volver a ver cómo había cambiado aquello (aunque quizás 3 días me parecieron excesivos; 1,5 para mí hubiera sido suficiente).

      Un saludo y gracias por animarte a comentar :hello:

      Eliminar
  2. Yo estuve hace ya 17 años con mis padres... y segurametne me tocará pronto volver con la enana... pero menudos precios los de los restaurantes!!!
    En Disneyland California, también se pasaban con los precios de la comida, aunque comparado con París, no es tanto.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, habiendo estado en el de California creo que cubres la necesidad, jejejeje.
      ¿Allí no son igual de caros?
      Saludotes!!

      Eliminar